sábado, 20 de agosto de 2016

ALMA MÍA


Estás conmigo,
alma mía,
integrada a este
muñeco algo cansado.

Aquella mañana,
como a Ferrer,
"dieron las seis"
pero la implacable
mujer
te dejó conmigo.

Volaremos juntos
por Buenos Aires
todavía un tiempo,
veré más tiempo
a mis hijos
y amaré más tiempo
a mi mujer.

Me quedan algunas
cuentas y seguir
al que me anduvo buscando.

Estás conmigo, todavía,
alma mía,
hagamos juntos
lo que queda por hacer.

***

1 comentario:

Anónimo dijo...

gracias